[El mar como sistema abierto] Aspectos que influyen en la vida de los organismos marinos

 

Densidad y viscosidad.

El agua es unas 830 veces más densa que el aire. Debida a la alta densidad del agua se puede flotar sin gasto de energía alguno; lo cual no sucede en el aire, donde se necesita gasto de energía para volar. El desplazamiento en el agua o natación requiere un menor gasto de energía que el vuelo o desplazamiento en el aire. El agua fría es más densa que la caliente.
La viscosidad es la oposición de un fluido a las deformaciones tangenciales. La viscosidad es característica de todos los fluidos y es dependiente de la temperatura de forma inversa.

 Alimentación.

Desde el punto de vista trófico o energético, salvo en los grandes océanos, en el resto de aguas marinas hay una gran cantidad de alimento en suspensión en forma tanto macroscópica como microscópica. Por ello el mar puede contener enormes cantidades de nutrientes y por tanto de vida orgánica.
Un régimen alimenticio utilizado por muchos organismos marinos es el régimen filtrador. Gracias a la alta densidad del agua los nutrientes se mantienen en suspensión y los organismos no tienen más que atraparlos por filtración. Este régimen de alimentación suspensívoro o filtrador no es susceptible de producirse en el medio terrestre, por lo que los organismos marinos que han desarrollado este régimen alimentario no pueden colonizar la tierra.

 Simetría.

La vida surge en el mar. El paso a tierra comienza con la simetría bilateral que es cuando el animal comienza a ser prospectivo.
Los caracoles sí han podido colonizar el medio terrestre, no así los bivalvos a pesar de su proximidad filogenética. Sencillamente porque no han podido neutralizar la desecación.
La simetría radial como la de los cnidarios y los ctenóforos, es el diseño más eficiente para explorar en todas las direcciones, por ello no necesitan moverse, son organismos sésiles (antónimo de vágil). En el mar, los organismos sésiles tienen simetría radial. Además, existen otros grupos de animales acuáticos que también son más o menos sésiles, como son las esponjas (poríferos), los moluscos bivalvos (simetría bilateral), o los gasterópodos nermétidos que han desarrollado una especie de concha semejante a un tubo (aspecto de gusano rígido) con un opérculo que cierra la entrada (Dendropoma patraeum). Estos gusanos sueltan una sustancia que forma una red de moco con la que atrapan los nutrientes durante la marea alta. Los crustáceos, escaramujos, son cangrejos aberrantes que han tratado de retroceder desde la bilateralidad a la radialidad. Estos animales sacan un penacho de “pelos” que atrapa los nutrientes por filtración. Son sésiles, lo cual es una excepción (alto grado de cefalización). Son sésiles, lo cual es una excepción (alto grado de cefalización). Los animales sésiles auténticos tienen poco desarrollado el sistema nervioso en ganglios o cerebro, y la fertilización es generalmente externa.

 Movilidad.

Hay que diferenciar claramente entre los términos sésil y sedentario (vieira). Todos los animales sésiles tienden a la simetría radial.
Los foronídeos, braquiópodos y briozoos integran el grupo de los lofoforados. El lofóforo es el sistema de captación de alimentos y le da al animal un aspecto de simetría radial aunque son animales bilaterales. Tanto los foronídeos como los braquiópodos son exclusivamente marinos, pero los briozoos habitan también en aguas continentales o aguas dulces.
Los equinodermos han colonizado todas las aguas marinas, pero no continentales. No han conseguido evitar la desecación. El sistema ambulacral (propio del filum) es un sistema hidráulico (no funciona en aire).
Los insectos Aeropneústicos e Hidropneústicos no han sido capaces de colonizar el medio marino, así como los anfibios. No pueden vivir en el mar porque la sal les queda sobre la piel o cutícula impidiendo la acción osmótica y muriendo como consecuencia de la pérdida de respiración cutánea. Los reptiles sí han superado el problema de la desecación porque tienen escamas que les aíslan la piel de la sal y además su respiración es exclusivamente por la boca hacia los pulmones.

 Desarrollo.

En el mar es normal el desarrollo larvario en la columna de agua. En ella no sólo hay especies planctónicas, sino también meroplanctónicas. El plancton está compuesto por el conjunto de organismos sujetos a las corrientes marinas. El holoplancton es el plancton permanente. El meroplancton es el plancton temporal, lo componen las fases larvarias de la mayoría de los organismos marinos.

Flotabilidad.

La relación peso/volumen en el mar es muy inferior a la que existe en la tierra. La densidad del agua permite bajas densidades de organismos marinos porque no necesitan estructura soporte. Un alga necesita el sustrato sólo como suporte puesto que los nutrientes los toma a través del tallo. No tiene sistema radical.

A veces se ha denominado plancton eólico a aquellos organismos terrestres que permanecen más o menos tiempo en el aire y sometidos a las corrientes aéreas (el plancton eólico formado por pequeños ácaros colonizó antes que ningún otro organismo la isla de Krakatoa)

La mayoría de los protoplasmas, paredes celulares y esqueletos de organismos marinos tienen mayor densidad que el agua de mar por lo que tienden a hundirse lentamente.

El animal más grande que vive en la Tierra es la ballena azul (en vías de extinción) y eso se debe a que la alta densidad del agua marina facilita la flotabilidad y la capacidad de natación.

En cuanto a la viscosidad, mientras más viscosa sea el agua más impedimento o dificultad presenta para que organismos se hundan en ella. Si comparamos organismos vivos que habitan en la región del ecuador con los que viven en las zonas árticas, veremos que organismos del mismo género necesitan apéndices más grandes para la flotabilidad en la zona ecuatorial que en la zona ártica, ya que el agua es más viscosa en la zona ártica debido a las temperaturas más bajas que en la zona ecuatorial (a mayor temperatura, menor viscosidad).

Otra de las características peculiares del medio marino es la transparencia. La transparencia de tejidos en los organismos vivos se da en el mar y no en la tierra y ello es producto de la densidad del agua. La densidad del agua permite que los tejidos sean lo más simple posible, puesto que los organismos transparentes lo son porque no necesitan de grandes concentraciones musculares para el desarrollo de la vida en el medio acuático. Los únicos vertebrados transparentes que existen en el mundo son unos peces de la Antártida denominados “peces del hielo” (Chaeníctidos y Nototénidos).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s